A tres meses de la reapertura de Juan B. Justo, el Metrobus sumó dos paradas a la altura de la avenida Córdoba

El Metrobus de Juan B. Justo, el primero que tuvo la Ciudad, tenía un tramo donde se interrumpía. Era el que pasaba sobre el Puente de la Reconquista, donde era imposible continuar los carriles exclusivos y, mucho menos, construir paradores. Pero tras la demolición del puente, necesaria para levantar el viaducto del tren San Martín, se pudo hacer la parte faltante de los carriles. Así, el Metrobus que une Puente Pacífico con Liniers quedó completo. Y este lunes la Secretaría de Transporte de la Ciudad habilitó dos nuevas paradas a la altura de la avenida Córdoba.

“Éste era un lugar oscuro, inseguro, peligroso, y tenemos hoy un parque, un espacio verde y un cruce sin barrera”, destacó Horacio Rodríguez Larreta durante la inauguración.

“Acá había una de las peores barreras de la Ciudad, uno podía pasarse 20 minutos perdiendo el tiempo en una barrera. Hoy llegan antes a sus casas, a sus trabajos y a sus actividades”, destacó el Jefe de Gobierno, escoltado por su vice, Diego Santilli, el ministro Franco Moccia y el secretario de Transporte Juan José Méndez.

El nuevo tramo del Metrobus se extiende entre Cabrera y Loyola y sumó dos paradores. Su construcción fue posible porque ahora el cruce de ambas avenidas está a nivel y es como cualquier otro de la Ciudad. Antes, como Juan B. Justo corría sobre el puente, a esa altura la distancia entre las estaciones de Metrobus existentes era de unos 1.000 metros.

Las dos nuevas estaciones de Metrobus, que fueron inauguradas este lunes, se sitúan entre las de Honduras y Aguirre. Son una por sentido y están desfasadas: entre Córdoba y Jufré está el parador de los colectivos que van hacia Puente Pacífico; y entre Córdoba y Niceto Vega está el que usan los que circulan hacia Liniers. Ambos tienen un ancho de 2,73 metros y una altura de 0,40 metro.

También a partir de este lunes, la línea 34 empezará a circular por los carriles del Metrobus de Juan B. Justo en toda su extensión, cuando antes por el tramo entre Cabrera y Loyola sólo lo hacía la línea 166.

El de Juan B. Justo fue el primer corredor de la red de Metrobus. Fue inaugurado en 2011 y cuenta con una extensión de 12 kilómetros. Es utilizado por 7 líneas de colectivo que transportan a 150 mil pasajeros por día.

Junto con los paradores de Metrobus, se crearon dos nuevos espacios verdes en la superficie que ocupaba parte de la base del puente demolido. Uno de ellos ocupa 1.534 m2 y está entre la calle Darwin y las avenidas Niceto Vega, Juan B. Justo y Córdoba, hacia el este. Se llama Dr. Esteban Maradona, en homenaje al médico rural que ejerció su profesión ayudando a las comunidades aborígenes de Formosa.

La otra plazoleta, de 450 m2, se encuentra entre las calles Jufré y Darwin y las avenidas Córdoba y Juan B. Justo, hacia el oeste. Su nombre es Lolita Torres, que fue el más votado por los vecinos entre tres opciones. Las ganadora obtuvo 1910 votos; Mercedes Simone le siguió en segundo lugar con 411 votos, y Celia Alcántara quedó tercera con 310 votos.