Casi 500 artistas participaron del "Concurso de pintura al aire libre" en Avenida de Mayo

Casi 500 artistas participaron de un concurso de pintura al aire libre que se realizó a lo largo de la Avenida de Mayo, en el centro porteño, en un día de sol pleno que permitió a los turistas y clientes habituales de los bares convivir con los caballetes de los pintores y pintoras.

La fila para inscribirse al certamen comenzó a las nueve de la mañana frente a la sede de la Asociación de Patrocinadores del Turismo, la Hotelería y la Gastronomía de la República Argentina (Apthgra), organizadora del concurso, que está ubicada en Avenida de Mayo 930, a pocos metros de la 9 de Julio.

El participante más pequeño tenía dos años y concursó en la categoría “preinfantil”, pensada para niños menores de cinco, pero del participante más grande no había registro, ya que “para los adultos no hay límites de edad”, informaron a Télam los organizadores.

En total había cuatro categorías: preinfantil, infantil, juvenil y adultos, y solo está última ofrecía premios en efectivo: “Se les compran las obras, 20 mil pesos para el ganador, 16 mil para el segundo y 14 mil para el tercero”, informaron desde Apthgra.

En las otras categorías, los premios son materiales de dibujo y pintura.

Daniel Pérez, un médico cirujano y pintor autodidacta de 63 años que vive en Capital, decidió retratar la fachada de la confitería “London”, ubicada en Avenida de Mayo y Perú.

“Lo elegí porque es un bar notable, emblemático y muy lindo. Siempre que puedo, vengo”, dijo Pérez a Télam, y comentó que una pequeña figura de una moza que dibujó saliendo del bar con una bandeja representaba “una chica del bar” que él conoce.

También Merlina (14), de la localidad bonaerense de Lomas de Zamora, pintó la fachada de “la London”.

“El año pasado pinté el (café) Tortoni y ahora quise hacer algo diferente”, comentó la joven mientras tomaba un descanso antes de continuar con su trabajo; había terminado “las bases” y le faltaban “los detalles”, dijo.

Los artistas tenían tiempo hasta las 16 horas para entregar sus cuadros terminados, y todos debían empezarlos hoy desde cero.